ACBBlogs

Gran Canaria 2014 y Assignia Manresa soprendieron el mercado con sólo un día de diferencia con dos fichajes poco conocidos para el gran público. Laurence Ekperigin, con un año de experiencia profesional a caballo de Corea del Sur e Italia, y Kieron Achara, desde la LegaDue, tendrán que afrontar un importante salto de calidad en sus nuevos equipos. ¿Qué llevó a ambos clubs de la Liga Endesa a apostar por ellos?

 

Ekperigin, nacido en New York hace 23 años (aunque con pasaporte británico gracias a la nacionalidad de su madre), se dio a conocer en 2010 durante el tradicional Portsmouth Invitational Tournament, lugar de encuentro de los mejores seniors, tras su paso por la poco conocida Universidad de La Moyne. Allí lo descubrió Himar Ojeda, director deportivo del Gran Canaria 2014, quien lo define como "un jugador joven, atlético, muy intenso".

 

Sam Neter, editor de la web especializada en baloncesto británico Hoopsfix.com, ahonda en la descripción de Ekperigin, a quien describe como "un alero de gran envergadura, que puede alternar los puestos de "3" y "4", pese a no ser muy alto. Trabaja extremadamente duro simpre que está en la cancha y aportando energía desde el banquillo. Es un gran reboteador para su tamaño, y puede salir afuera, con un decente tiro desde media distancia, e incluso lanzar de tres".

 

Tras intentar ganarse un puesto en la NBA en la Summer League de Las Vegas con los Denver Nuggets, Ekperigin decidió aceptar una oferta de la exótica liga coreana para debutar como profesional de la mano del Mobis Phoebus, en Ulsan. Sólo a final de temporada, en abril, otro equipo que, como el Gran Canaria 2014, también se había fijado en Ekperigin el verano anterior, decidió apostar por él: el Angelico Biella.

 

Alessandro Giulani, general manager del equipo italiano, dijo tras fichar a Ekperigin que "le seguíamos por su agresividad y su feroz competitividad en la pintura", algo que necesitaba el Biella para evitar el descenso a la LegaDue. La aportación de Ekperigin no fue especialmente destacada en los números (3.7 puntos y 3.7 rebotes en sólo tres partidos jugados), aunque su equipo pudo salvar la categoría.

 

Su siguiente paso fue su primera convocatoria a nivel internacional tras llamar la atención de Chris Fitch, seleccionador británico. En la preparación para el Eurobasket, que no disputará al no pasar el último corte, llegó a coincidir con el que será uno de sus rivales en la Liga Endesa la próxima temporada: Kieron Achara.

 

Nacido en Stirling (Escocia), de padre nigeriano y madre escocesa (para más señas, ex-jugadora de la selección nacional), Achara también se forjó en la liga universitaria estadounidense, en Duquesne, donde pasó cinco años (uno de ellos casi en blanco por una lesión de hombro). En la NCAA, Achara destacó especialmente como buen jugador defensivo (llegando a formar parte del All-Defensive Team de la conferencia Atlantic-10 en 2007, y coincidiendo con otro nuevo fichaje de la Liga Endesa, esta vez del Obradoiro: Stephane Lasme), siendo a la vez uno de los mejores jugadores ofensivos del equipo.

 

Tras no entrar en el draft de 2008, Achara empezó su carrera como profesional en Italia, el país que más le ha visto jugar tras su paso por la universidad. Tras pasar por la Fortitudo Bologna y Angelico Biella en Lega A, y el Sigma Barcellona en LegaDue (más una breve estancia en los Scottish Rocks de su país natal), la oportunidad de dar un paso más en su carrera ha llegado este verano de la mano del Assignia Manresa.

 

"Achara es fundamentalmente un "4" que se siente más cómodo desde el perímetro que dentro", describe Sam Neter, "puede lanzar de tres y tiene también una gran envergadura, permitiéndole taponar ocasionalmente pese a no ser muy atlético".

 

Pere Capdevila, director deportivo de su nuevo club, ahonda en las palabras de Neter, al afirmar que aportará "polivalencia en el juego interior, ya que se puede desenvolver en las posiciones de '4' y '5'. Tiene habilidad para ir al rebote y para hacer tapones, gracias a su envergadura, y en ataque es capaz de jugar cerca de canasta y también de lanzar de fuera".

 

Pero más allá de lo que Achara aporte en cancha, también será muy interesante lo que aportará fuera, un aspecto muy apreciado por su nuevo entrenador, Jaume Ponsarnau. "Kieron Achara es una de las personas más afables que podrás conocer", explica Neter, "siempre tiene una sonrisa en la cara y más que dispuesto a pasar tiempo con la gente. Un persona realmente agradable que representará bien a cualquier organización."

 

Tanto Achara como Ekperigin debutarán en la Liga Endesa como el que será, quizás, el reto más importante de sus carreras. ¿Darán la talla?. "Pueden ocupar un rol en la ACB, aunque por supuesto será un paso adelante respecto a lo que han jugado antes durante la temporada regular", responde Neter, "la experiencia internacional que ambos han sumado jugando con la selección británica debería servirles también, y con suerte será una transición suave".

 

Por Alberto de Roa