ACBBlogs

Foto: ACB 8- Tyrone Ellis. Lo usamos como comodín. Recurrir al topicazo de que todo el Cajasol (Ver precedentes) tiene en el punto de mira al Real Madrid podía haber sido un buen recurso mas se quedaba en eso, en topicazo. Huyendo de la respuesta fácil, apunten el nombre de 'Ty'. El georgiano de Texas fue una pesadilla para Plaza, aún en el banquillo madridista, en la 2007-08, con 31 puntos y 6 triples entre ida y vuelta. En la temporada siguiente, aportó 15 en el asalto hispalense a Vistalegre (¡109-116!) y, en esta temporada, ha sido el más regular del Cajasol y de los pocos que se salvaron de la quema y de los correctivos madridistas. Que no te engañe la imagen, Ellis no es un adicto a los videojuegos, sino a armarle guerra al Madrid.

 

 7- Mirza Teletovic. El único que le quita a Splitter el papel de verdugo oficial estudiantil. El más regular contra el cuadro colegial, el más obsesionado en tumbar al Estu. Hace tres años, remató a su rival con 12 puntos en el Buesa Arena, en la pasada campaña repitió su actuación con otros 13, en los que iban incluidos tres triples que sentenciaron el choque en casa y este ejercicio volvió a ser el factor decisivo baskonista para desatascar el partido desde más allá de 6,25, con 14 puntos que dolieron. Y mucho. Después de ser la pesadilla de los madrileños en los últimos tres años en Vitoria, ahora tratará de extender su obsesión al Madrid Arena.

Foto: EFE6- Berni Rodríguez.
Enfadado consigo mismo tras la derrota en 2003, como si de un reto se tratara, el capitán malagueño mostró su mejor versión en los cuartos del año siguiente frente a un Pamesa inolvidable. En el quinto partido, el mejor recuerdo de su carrera, se quitó complejos para dar un paso adelante en su carrera y, con la ayuda de Bullock y Kornegay, conseguir un triunfo histórico para el Unicaja. Desde entonces, siempre se le ha dado bien el conjunto valenciano. Decisivo en La Fonteta en 2006, 18 puntos en 2007, 17 de valoración la pasada campaña... En el último curso, le ha anotado 13 puntos en cada partido al Power Electronics, con un triple decisivo en la ida y una defensa muy efectiva a Rafa Martínez en la vuelta. Como para perderle de vista ahora.

5- Marcus Norris.
Desde que él está en Gran Canaria, el Barça no sabe lo que es ganar en el CID en partidos ACB. Al base no hay que medirle por sus números, discretos, en sus duelos contra los barcelonistas, creciéndose especialmente en los triunfos como local. En 2006 anotó un 2+1 clave para remontar un trabado choque, al año siguiente sus penetraciones desquiciaron a Ivanovic, al otro la obra maestra amarilla fue orquestada por Marcus y, en esta campaña, una pletórica entrada a canasta con su firma cuando el encuentro agonizaba le dio el triunfo al GC 2014. Norris 5 - Regal Barça 0. Al igual que Teletovic, ahora está obligado a trasladar esa obsesión al Palau por el bien de su equipo.

4- Thomas Kelati.
Se cuela directamente al 4 de esta lista. Al de Walla-Walla -no, aunque lo parezca, no es una provincia de Eritrea, país de origen de Thomas pero que no ha pisado aún, sino un pueblo de Washington- le van los duelos entre malacitanos y valencianos. Desde cualquier bando. Con el Unicaja, desquició al cuadro taronja con 13 puntos en el Martín Carpena sin fallo (1/1 T2, 3/3 T3, 2/2 TL), repitiendo cifra con tres triples en la Fonteta. Ahora, como jugador del Power Electronics, creó pánico en Málaga (24 puntos, 5 triples, 27 de valoración) y puso la puntilla al Unicaja en la vuelta, con un 4/4 en triples (14 pt). Sin duda, el que se quedó más contento con el emparejamiento de cuartos.

3- Pancho
Foto: EFE Jasen. El número 7 de este listado es un aprendiz aún al lado de Hernán. Ya en sus años en Gijón amenazaba a los baskonistas (24 val. en el 2000), desequilibrando un partido para el Estu en 2001 y soltándose la melena en las semifinales de 2004, con una actuación mágica. 16, 13, 11 y 13 puntos (22 val, con ¡15 rebotes!) de forma consecutiva para eliminar a los vitorianos y meter a su equipo en la final. En cada una de las dos siguientes campañas, un partido de 20 puntos de propina, otros 20 de valoración en 2008 y un más que aceptable papel en la campaña actual, con 18 en la ida para meter el miedo en el Buesa Arena y 11 en la vuelta para apuntalar el triunfo colegial. Quizás no es la obsesión más espectacular en este Top, mas sí la más prolongada. Y ojo, que Suárez parece tomarle el relevo para los próximos años…

2- Louis Bullock. A ‘Sweet Lou’ le ponen una multa injusta cada vez que aparca en Sevilla. O bien tuvo un profesor en la Universidad que le pilló manía procedente de Sevilla. O quién sabe si se integró tanto en Málaga que ha querido elevar el pique andaluz a la enésima potencia. Porque si no, no se entiende. En el Unicaja, endosó 23, 18, 20 puntos de forma consecutiva al cuadro hispalense (triple ganador incluido), aunque lo mejor se lo guardó para su etapa blanca, especialmente en San Pablo. En 2005, 38 de valoración (33 puntos), en la temporada siguiente 35 (24). Louis es sinónimo de dobles dígitos contra el Cajasol, algo que ha cumplido en las últimas tres temporadas, destacando con otros 54 puntos y 11 triples en la pasada. ¿Pero qué te han hecho en Sevilla, Louis?
Foto: Sonia Cañada
1.- Juan Carlos Navarro. “Vaya, qué estreno de blog más original. Uno del Madrid y otro del Barça en lo más alto de la lista”. Palabra de que en este pequeño espacio virtual, cada nombre pesa lo mismo, pero es que el madridista y el barcelonista nos lo ponen difícil. Si lo de Bullock es de estudio, lo de Juan Carlos ya da para tesis. Ojo a sus últimas visitas al CID:

2002-03: 22 puntos, 23 de valoración.
2003-04: 10 puntos, 12 de valoración.
Playoff 2004: 11 puntos, 12 de valoración.
2004-05: 19 puntos, 16 de valoración.
2005-06: 17 puntos, 15 de valoración.
2006-07: 18 puntos, 15 de valoración.
2008-09: 20 puntos, 22 de valoración.
Supercopa 2009: Título y MVP. (22 puntos y 25 de valoración en la final)

2009-10: 23 puntos, 19 de valoración.

 

Siempre anclado en los dobles dígitos en anotación y valoración. Referente constante, amenaza eterna… ¡y tan poco premio! Porque si de obsesiones hablamos, el Centro Insular de Deportes debe ser una espina clavada para el barcelonista, cansado ya de un guión cíclico en la isla, con exhibición con su firma sin premio. Vigente campeón de Mundial, Eurobasket, Euroliga, ACB, Copa y Supercopa y con una lluvia de MVPs en los últimos años, a este paso la única asignatura pendiente para Navarro será salir con una sonrisa del Centro Insular de Deportes. Pocas cosas se le resisten más, maldita obsesión la suya con el CID.