ACBBlogs
34102_3_54732_3
El DKV Joventut, contundente para asegurar en casa (Foto EFE)

El DKV Joventut luce sus mejores galas. Los verdinegros exhibieron su mejor juego en el momento más oportuno, huyendo de relajaciones y conformismos. No, los de Aíto apretaron hasta el final y barrieron tras el descanso a un rival que no pudo seguir el excelente ritmo ofensivo de los de Aíto. Si Laviña y Jagla sostuvieron al DKV Joventut en un arranque pleno de igualdad, Rudy explotó en el segundo cuarto para dinamitar el choque. Pero el DKV Joventut no sólo tuvo acierto exterior y tino en el triple, sino también contundencia bajo tableros: Hernández-Sonseca, Moiso y Jagla impusieron su ley para colocar 12 tapones a sus rivales.

 

Rudy y Marc Gasol cumplen en su rol de líderes. Los dos jugadores más valorados de la liga no desentonaron en el primer encuentro y fueron los más líderes de su equipo. Así, Rudy Fernández convirtió 22 puntos (11 en el segundo periodo, ocho en el tercero y tres en los 10 minutos finales) y acabó con otros tantos puntos de valoración... uno menos que Marc Gasol (23), sólido bajo tableros con 15 puntos y 7 rebotes. El pívot fue de más a menos, con sólo tres puntos y cuatro de valoración tras el descanso, cediendo el testigo al versátil Radenovic.

 

Segundo cuarto para las estrellas. Sorprendente coincidencia en las tres pistas de este peculiar viernes baloncestístico: tres estrellas exteriores brillaron con todo su esplendor en el segundo cuarto. Así, Rudy Fernández anotó sus 11 primeros puntos en un segundo periodo pletórico, Jaka Lakovic sacó polvo a su muñeca y convirtió otros 11 en ese mismo tiempo de juego. Igor Rakocevic, recuperado de última hora, convirtió un triple para cerrar el primer cuarto... y anotó los primeros nueve puntos de su equipo en el segundo cuarto. Genios con la muñeca caliente.

 

El Pamesa Valencia no remata y Mickeal sentencia. El Pamesa Valencia ha perdido una oportunidad de oro en Vitoria. El TAU parecía irse una y otra vez (25-15, 46-39...) y el Pamesa Valencia siempre volvía: 30-30, 46-46, 48-48... y ahí se acabó. Nunca logró culminar la reacción adelantándose en el electrónico y un demoledor parcial 21-2, con 15-0 incluido, diluyó cualquier posibilidad de victoria. Su principal verdugo fue Pete Mickeal, cuyo ímpetu y acierto ofensivo guió la escapada vitoriana. El alero estadounidense convirtió 10 puntos en ese letal 21-2, acabando con 23 puntos y 29 de valoración.

 

Milagroso retorneo de un inspirado Rakocevic. Tenía para tres semanas por una rotura fibrilar anunciada el pasado fin de semana, pero ayer empezó a ejercitarse y hoy jugó saliendo desde el banquillo... para anotar 10 puntos consecutivos entre el minuto 9 y el 18. Rakocevic acabó con 22 tantos y confirma su especial tino en Playoff: 17,9 puntos en nueve encuentros disputados, con un 49,2% en triples.

 

El AXA FCB recupera al mejor Lakovic. Se había hecho esperar. Jaka Lakovic no había anotado más de 16 puntos en toda la segunda vuelta... pero ahora por fin explotó con 20 tantos, 11 de ellos en un segundo cuarto en el que rescató al AXA F.C. Barcelona ante el progresivo dominio visitante. Lo cierto es que el esloveno recuperó por fin su fluidez y seguridad habitual, jugando un papel vital en un triunfo también clave.

 

Un alley-oop encendió la mecha. Un alley-oop de Pepe Sánchez a Fran Vázquez situó el 49-45 a falta de 11 minutos y disparó al AXA F.C. Barcelona. Los blaugrana empezaron a correr y a divertirse y el iurbentia Bilbao no logró aguantar el ritmo ni en ataque ni en defensa. Por si fuera poco, Fran Vázquez -primero- y Mario Kasun -después- se hicieron dueños del juego interior, obligando al iurbentia a tiros demasiado complicados que no acabaron en el aro.

 

1-0... ¿Y ahora qué? Un 1-0 obliga el domingo a Pamesa Valencia, iurbentia Bilbao Basket y Akasvayu Girona a ganar ante su público... o decir adiós con premura. La historia indica que en 12 años con formato 1-1-1 en cuartos de final (1984-1996), en un 94,7% de ocasiones el equipo que ha empezado 1-0 ha acabado ganando la serie. Son 36 de 38 precedentes, con sólo TDK Manresa en 1996 y Taugrés en 1992 rompiendo la ecuación. De esos 38 precedentes, 29 (76,3%) acabaron en 2-0, siete (18,4%) en 2-1 y apenas dos en 1-2 (5,3%).

 

Una de récords y datos. Hernández-Sonseca igualó con cinco tapones la mejor marca histórica del DKV Joventut en Playoff, en poder de Juan Antonio Morales. El equipo ganó 12-0 en tapones al Akasvayu Girona, igualando con esos 12 el tope histórico de "gorros" en un encuentro de Playoff; sólo lo había hecho antes el Real Madrid, en 1991. Parecido show de tapones del AXA FC Barcelona al iurbentia: 9-0, con cinco 'pinchos' de Fran Vázquez, a uno del tope de Dueñas en el cuadro blaugrana. En el Akasvayu Girona, Víctor Sada establece con ocho la mejor marca histórica de asistencias superando a Costa (6) y San Emeterio iguala con cuatro el tope de recuperaciones de Middleton, Sada e Ivanovic.