ACBBlogs

Después de ver como las grandes estrellas rusas en categorías inferiores, jugadores dominantes, se iban poco a poco estrellando en su paso al baloncesto senior, como Artur Urazmanov, Yaroslav Korolev o Vassily Zavoruev, mis reticencias ante este tipo de prospect proveniente de tierras rusas iba aumentando.

 

Aún así a pesar de las pocas oportunidades que ha tenido en los últimos años, tan solo brillando en el junior del CSKA y en el CSKA-Trinta, nunca he perdido la fe en él desde que me impresionó en el Torneo de la Euroliga del año 2006. Además ha sido un fijo en las categorías inferiores de la selección rusa en categoría sub 18 y sub 20.

 

Esta semana por fin parece que ha llegado su oportunidad definitiva. Oportunidad que le ha llegado en forma de cesión al vecino y archirival Dynamo de Moscú. Cesión de la armada roja al equipo de la policía, para hacer que las cosas fluyan. Allí Shved, se ha encontrado a uno de los jugadores más prometedores de la escuela rusa, el también base Khvostov, que sigue sin empezar a carburar como se esperaba.

 

Ha sido pasar del Universal Sports Hall al Krylatskoe y las cosas han cambiado. En un par de entrenamientos el talentosísimo Shved se ha hecho indiscutiblemente con las riendas del equipo y en su debut este fin de semana con sus nuevos compañeros en Copa Rusa ante el mejor equipo de la segunda división de la liga rusa el Nizhniy Novgorod, se destapó rozando el triple doble. En 29 minutos, demostró todo su impresionante potencial firmando 16 puntos, 9 rebotes y 10 asistencias. Un comienzo francamente prometedor que reafirmó en la derrota de su equipo en Eurocup ante la mítica Benetton con 16 puntos, 8 rebotes y 2 asistencias.

 

 

Shved, en el Reebok Eurocamp de Treviso

 

 

La verdad es que ya era hora de que el joven base ruso tuviera su oportunidad de crecer y enseñar todo su talento.

 

Alexey Shved es un base puro de 1.97 nacido en el 88. De marcado perfil atlético una de sus carencias es su falta de físico, siendo un jugador muy delgado y al que en muchas ocasiones del juego le falta fuerza para completarlas, aún así, tiene una envergadura tremenda.

 

Técnicamente es un grandísimo jugador, con un manejo de balón con ambas manos excelente. Ofensivamente es muy rápido, ve el juego con fluidez, encontrando tiros fáciles para sus compañeros gracias a su visión, su gran capacidad de pase e imaginación. Muy bueno rompiendo en el 1x1, gracias a su manejo de balón y velocidad en su primer paso, puede finalizar con ambas manos o doblar con mucha facilidad, aunque por su físico le cuesta finalizar con contacto.

 

Aún así, muchas veces se crece e intenta ir más allá de sus habilidades, excediéndose en la creatividad o abusando de su talento creyéndose capaz de ganar por él mismo los partidos.  Aunque esto, por otra parte, viene dado por su carácter ganador y carisma en la pista. Es un líder y esto lo dejó claro con los juniors del CSKA o en el Eurocamp del 2008 donde fue de lo mejorcito.

 

A pesar de ello, no es un jugador dado a tomar malas decisiones, normalmente suele autocontrolarse bastante y selecciona bastante bien sus decisiones.

 

Siguiendo con sus virtudes ofensivas, decir que es un jugador que ya ha regularizado bastante su tiro desde su paso por la categoría junior. Sabe crearse con mucha facilidad sus tiros y es capaz de tirar con gran fluidez tras dribbling de larga y media distancia con mucha eficacia. Además, es muy rápido jugando en transiciones y contraataques donde es especialmente hábil.

 

 

Foto FIBA Europe/Aldis Neimanis

 

Shved, con la camiseta de Rusia (Foto FIBA Europe/Aldis Neimanis)

 

En defensa tiene cualidades para ser muy bueno, aunque aún así, su predisposición va más encaminada al juego en ataque. Tiene brazos muy largos, con los que robar muchos balones, sobre todo buscando líneas de pase y su desplazamiento lateral es muy rápido. Además se posiciona muy bien en la defensa colectiva, pero todavía le falta trabajo y sobre todo sacrificio atrás. En lo que destaca de forma increíble para su posición es en el rebote, donde es realmente bueno, sobre todo en el defensivo.

 

Veremos donde le lleva su evolución en el Dynamo de Moscú, con minutos podrá estabilizarse en la categoría senior e ir poco a poco creciendo. Por talento y cualidades atléticas no faltará, porque en esos aspectos es un jugador sobresaliente.