ACBBlogs

Dicen que las fechas que disfrutas siempre deciden pasar volando. Eso es lo que ocurrió con mis días de Navidad en Madrid. Entre la Universidad y el calendario de la temporada, sólo tuve el placer de escaparme ocho días a Madrid. El año pasado no pude viajar a España por Navidad y la verdad es que me apetecía mucho volver a pasar unas navidades con mi familia, mis amigos, y mi novia.

 

Después de esos estupendos días en casa, llegaba el momento de hacer las maletas y volver “al trabajo”. En Milwaukee me esperaban: entrenamiento, sesión de video del contrario, viaje de 6 horas en autobús con todo lleno de nieve, hotel y partido al día siguiente. Jugábamos contra Wisconsin Superior, en mi opinión el mejor equipo con el que nos hemos enfrentado en toda la temporada, y después de un intenso partido perdimos de 3.

 

Esa misma semana jugamos contra Luther en casa, equipo al que ganamos, para acabar el año con victoria.

 

Después del partido me fui a Menomonee Falls, lugar donde viven Conor, John y Max. Pasé una estupenda salida de año con ellos, sus familias y sus amigos; primero en casa de los Cording (familia de John) y después en casa de los Cassidy (familia de Conor). Fueron unos días estupendos para desconectar de la monotonía de la Universidad, celebrando el cumpleaños de Conor que nació nada más y nada menos que el día 31 de diciembre y enseñando algunas costumbres. Yo había hablado con Conor y John que en España comíamos 12 uvas el día que acaba el año, así que Catie (la novia de Conor), John y Conor, me obsequiaron con una bolsa de uvas por nochevieja. La verdad es que en Estados Unidos no hay campanadas, así que fue un poco difícil llevar a cabo la tradición. Los americanos decidieron meterse todas las uvas a la vez en la boca, así que fue de lo más divertido, habrá que practicar, pero algo es algo.  Sin poderse definir de otra forma fueron unos días increíbles con dos familias estupendas.

 

 

Conor, Catie, John y Víctor compartieron nochevieja y la tradición de las uvas

 

 

Después de eso, los días han pasado volando. Partidos, trabajos, exámenes, más trabajos. Parece que sólo se descansa para ver a los Packers jugar (equipo de Wisconsin de fútbol Americano) los cuales ya están en semifinales y se enfrentan a los Bears de Chicago. Así que aquí, en MSOE, teniendo en cuenta que la mayoría de los estudiantes son de Wisconsin o Illinois, hay bastante rivalidad; tanto que se han creado dos grupos muy graciosos en Facebook, “Semana Nacional de que les den a los Packers” y “Semana Nacional de que les den a los Bears”, donde puedes ver fotos de lo más graciosas y cómo los aficionados de un equipo se meten con los del otro.

 

Por aquí nada más, después de algunas derrotas ajustadas (contra Edgwood en la prórroga), nos hemos colocado segundos de la División sur con un récord en conferencia de 6-3 y 12-5 en total. Sólo Benedictine nos supera, a los que ya vencimos en la prórroga al principio de la temporada y contra los que nos enfrentamos el miércoles, en el que posiblemente será el partido decisivo por el título de la división y decidirá quién va como líder del sur a los play-offs de la conferencia.